Wiki League of Legends
Advertisement
Wiki League of Legends
Yone Severed 02.jpg
Yone
UniversoUniverso
League of LegendsLeague of Legends
Legends of RuneterraLegends of Runeterra
DevelopmentDesarrollo

"Me miran y solo ven la máscara. Yo los miro y solo veo sus miedos."
- Yone Yone


ESCUCHA LA HISTORIA DE YONE🔊

En vida era Yone, medio hermano de Yasuo y estudiante destacado de la escuela de espadachines de su aldea. Tras morir a manos de su hermano, fue acechado por una entidad malévola del reino espiritual y forzado a asesinarla con su propia espada. Ahora, condenado a portar una máscara demoníaca sobre el rostro, Yone caza sin descanso a todas esas criaturas para comprender en qué se ha convertido.

El Imborrable

En vida, Yone respetaba un estricto código de honor y deber. Desde que era niño, el amor por su familia lo llevó a asumir el papel de protector, motivado de manera significativa por la pérdida de su padre. Su manera de actuar contrastaba por completo con la de su medio hermano Yasuo, quien era intrépido y temerario; Yone, por el contrario, optaba por la paciencia y la disciplina.

A pesar de ello, los dos eran inseparables. Cuando Yone comenzó sus estudios en la renombrada escuela de espadachines cercana a su aldea, Yasuo siguió sus pasos.

Cuando entrenaban, Yone se veía forzado a apaciguar la impulsividad de su hermano menor. No obstante, cuando Yasuo se negó a aceptar la tutela personal del Maestro Souma, experto en la técnica legendaria del viento, Yone le regaló una semilla de arce, un símbolo de humildad, para demostrarle su apoyo.

Yone estaba orgulloso de su hermano, pero tenía dudas sobre el juicio del sabio maestro: temía que la naturaleza impulsiva de Yasuo lo convirtiera en un estudiante mediocre. Pero el Maestro Souma era muy respetado y no tomaba decisiones a la ligera.

Tras dejar sus preocupaciones de lado, Yone continuó su práctica con las dos espadas. Pronto, su destreza le ganó el respeto y la admiración de sus compañeros discípulos. A pesar de que la habilidad de Yone no tenía comparación, el manejo de la técnica del viento de Yasuo hacía que sus sesiones de entrenamiento se transformaran en un espectáculo digno de presenciar, al tiempo de alegrar a ambos hermanos.

Pero esa felicidad no duró por mucho tiempo, pues la guerra llegó a Jonia.

Yone, junto con muchos otros discípulos, tuvo que marcharse para formar parte de las defensas contra el avance de las fuerzas noxianas, mientras que, a regañadientes, Yasuo tuvo que quedarse en la escuela para proteger a su maestro. Sin embargo, una noche funesta, el Maestro Souma fue hallado muerto, asesinado con la misma técnica del viento que él solía enseñar.

Cuando Yone regresó, se enteró de que Yasuo había huido.

El acontecimiento estremeció a Yone hasta el alma. Sus miedos se habían hecho realidad: el Maestro Souma había estado equivocado.

Yone se culpó a sí mismo. Si Yasuo había asesinado a Souma, entonces Yone habría fracasado en su intento por guiarlo por el camino correcto. Si Yasuo simplemente había abandonado su puesto y permitido que el maestro muriera, entonces Yone habría fallado al no inculcarle disciplina. De una u otra manera, Yasuo ya había matado a varios de aquellos que lo perseguían; para Yone, esa sangre manchaba tanto sus manos como las de su hermano.

Rastreó a Yasuo. Cuando sus espadas por fin se enfrentaron, el acero de Yone era inigualable..., pero la maestría de Yasuo con la técnica del viento acabó con su hermano.

No obstante, la muerte no era el final. Cuando Yone despertó en el reino espiritual, fue aplastado por el peso de su fracaso. Su furia estalló. Encolerizado, golpeó el suelo con sus puños.

Una risa estruendosa atravesó sus pensamientos. Dio la vuelta y se encontró con un monstruoso espíritu humanoide con una espada de color rojo sangre. Era un azakana poderoso, una entidad predadora que había acechado a Yone desde más allá del velo.

Antes de que pudiera hablar, el azakana lo atacó.

Yone desenfundó los ecos espirituales de sus espadas y se cubrió con ellos justo a tiempo para bloquear el ataque. Una vez más, se encontraba en un duelo en el que su manejo de la espada no tenía igual, pero la magia lo superaba.

La rabia lo consumió. Se quebró una vida de honor y deber. En un instante de furia, Yone le arrebató la espada al azakana y lo atravesó con ella.

Lo último que escuchó antes de que una nueva oscuridad se apoderara de él fue esa misma risa estridente...

Cuando volvió en sí, Yone se dio cuenta de que estaba nuevamente en el reino material, a pesar de que este era ahora solo una sombra lúgubre de lo que había sido. Se puso de pie con esfuerzo, con el recuerdo difuso del reino espiritual en su mente y una espada color rojo sangre en su mano. Sobre su cabeza, una máscara se había fusionado con la forma del rostro del azakana. No podía quitársela, pero ahora podía ver a otros azakana a través de sus ojos. Aún no eran demonios verdaderos; por el momento, se contentaban con alimentarse de la negatividad antes de que se manifestaran para devorar por completo a sus huéspedes. No obstante, tal y como Yone descubriría, si se llegaba a conocer el nombre del azakana, este quedaba reducido a una máscara inerte de emoción personificada.

A pesar de ello, no podía saber con certeza si el azakana que llevaba consigo se despertaría algún día para consumirlo, o cuándo lo haría. En vida, Yone había portado la máscara de protector, hermano y discípulo por tanto tiempo que terminó por convertirse en su identidad. Pero ahora, en los momentos de quietud, jura que puede sentir cómo esa máscara se transforma en su rostro. Su propio pasado y su conflicto sin resolver con Yasuo palidecen frente a esta nueva amenaza.

Yone caza estas criaturas traicioneras en un intento por comprender en qué se ha convertido. Cada nombre lo lleva un paso más cerca a descubrir el de aquel demonio cuya risa aún lo atormenta.

Es lo único que importa. Sólo existe la cacería por la verdad.

Lee más

Campeón protagonista

Yone Severed 01.jpg
EditarImagenReferencia

Jonia Crest icon.png

Historia corta

Cercenamiento

Por Michael Yichao

El chico corrió como un rayo, lleno de terror.

Yone Teaser 02.jpg
EditarImagenReferencia

Jonia Crest icon.png

Video

El Camino, un Mito Jonio

En la raíz de todos los mitos, hay una pizca de verdad. Un espadachín fallecido debe decidir si hará las paces con su pasado o si se dejará consumir por él.

Yasuo Yone Kin of the Stained Blade 02.jpg
EditarImagenReferencia

Jonia Crest icon.png

Video

Linaje de la Espada Manchada

Ni perdón. Ni olvido. Descubre la historia de dos hermanos separados por la espada.

Yasuo A Sword without a Sheath 01.png
EditarImagenReferencia

Jonia Crest icon.png

Historia corta • Lectura de 1 minutos

Una Espada sin Vaina

Por Robert Lo, Joe Lansford

¿Qué es una espada sin el hombre que la empuña? Enseñar a un guerrero a matar es muy simple. El verdadero desafío está en enseñarle a no hacerlo.

Campeón mencionado

Riven Yasuo Confessions of a Broken Blade 01.jpg
EditarImagenReferencia

Jonia Crest icon.png

Historia corta • Lectura de 11 minutos

Confesiones de una Espada Rota: Parte 1

Por Ariel Lawrence

Tras los estragos de la guerra entre Noxus y Jonia, Riven es acusada de un crimen atroz.

Riven Yasuo Confessions of a Broken Blade 02.jpg
EditarImagenReferencia

Jonia Crest icon.png

Historia corta • Lectura de 14 minutos

Confesiones de una Espada Rota: Parte 2

Por Ariel Lawrence

Riven es acusada del asesinato del maestro de Yasuo. En el juicio, se presenta evidencia nueva: una espada rota.

Riven Yasuo Confessions of a Broken Blade 03.jpg
EditarImagenReferencia

Jonia Crest icon.png

Historia corta • Lectura de 9 minutos

Confesiones de una Espada Rota: Parte 3

Por Ariel Lawrence

El juicio concluye, y Riven debe enfrentar finalmente los horrores de su pasado.

Taliyah Promo.jpg
EditarImagenReferencia

Jonia Crest icon.png

Historia corta • Lectura de 19 minutos

El Ave y la Rama

Por Ariel Lawrence

—Ese poder que tienes está hecho para destruir. ¿No quieres usarlo? Muy bien. Pues que te hunda como a una piedra.

Referencias

Advertisement