Wiki League of Legends
Advertisement
Wiki League of Legends

Darkin The Great Darkin War.jpg
EditarImagenReferencia

Shurima Crest icon.png

Historia corta

La Leyenda de los Darkin

Por Graham McNeill

Los darkin cargan consigo una triple maldición: la primera por el antiguo enemigo al cual se enfrentaron; luego, por la caída de su imperio glorioso; y por último, por la traición que los condenó por toda la eternidad.

Lore

Los darkin cargan consigo una triple maldición: la primera por el antiguo enemigo al cual se enfrentaron; luego, por la caída de su imperio glorioso; y por último, por la traición que los condenó por toda la eternidad.

Cuando la insensatez de los rebeldes icathianos liberó al Vacío en la batalla, la defensa de Shurima fue liderada, como siempre, por los legendarios Ascendidos. Imbuidos con el poder del Disco Solar, estos dioses guerreros sobrepasaron a los soldados mortales, blandiendo magia y espadas con la misma facilidad y, finalmente, resultaron victoriosos. A pesar de ello, los horrores de la guerra tuvieron graves consecuencias, y aquellos que sobrevivieron para recordarla quedaron marcados por ella para siempre.

Siglos después, con la pérdida del poderoso Azir Azir en el preciso momento de su propia Ascensión, Shurima cayó. Aunque aparentemente eran inmortales, los dioses guerreros nacieron como humanos. Poco a poco y sin un emperador que los guiara, varios de los Ascendidos sobrevivientes comenzaron a flaquear en su propósito, al tiempo que resurgían sus viejas y petulantes ambiciones. Aprendieron sortilegios prohibidos y se concibieron como los legítimos herederos del mundo. La dispersa plebe mortal llamó a estos nuevos tiranos darkin, una maldición susurrada traducida burdamente en la lengua antigua como los caídos.

Pero ni siquiera los darkin podían escapar de la enfermedad del alma, implícita en la pelea contra el Vacío por tanto tiempo. Después de siglos de una inquietante alianza, inevitablemente se enfrentaron entre sí, dando lugar a la Gran Guerra Darkin.

Este conflicto se esparció desde Shurima hasta Valoran y más allá. Los renegados dioses guerreros y los ejércitos que convocaron fueron imparables, y naciones enteras fueron aplastadas entre ellos. Parecía que este sería el fin de todo... hasta que, de repente de repente, los magos de Runaterra aprendieron cómo contener a los darkin restantes. A través de la clandestinidad y artificios astutos, las formas físicas de los Ascendidos podían fusionarse con el poder celestial en sus corazones, para luego unir este conjunto a las armas que portaban. Con sus líderes encarcelados para siempre, las hordas devastadoras fueron quebradas y asesinadas.

Estas armas darkin permanecieron ocultas, varias de ellas custodiadas cuidadosamente por las civilizaciones mortales que crecieron en el período posterior, pues había quedado claro que, si bien podía encerrarse, ese poder nunca podría destruirse.

Y si ese poder llegaba a caer en manos equivocadas, los darkin se levantarían una vez más.

Referencias

 v · e
Advertisement